martes, 15 de octubre de 2013

GRANDES PANADERÍAS “LA PANIFICADORA” (colaboración)

La Panificadora, casa central en la calle Zapiola 52 de Bernal

Colaboración: Juan Carlos Grassi
El 5 de abril de 1906, se instaló en Bernal un negocio de panadería, “La Panificadora” fue el nombre del comercio y desde el comienzo sus propietarios trataron de convertir el mismo en el de mayor confianza del ramo, lo que rápidamente consiguieron. La férrea voluntad, auxiliada por una actividad constante puesta al servicio del establecimiento, dio como resultado rodear a La Panificadora de un sólido y dilatado prestigio, que fue en aumento a medida que transcurría el tiempo.
En el año 1927 se modificó la firma social, quedando constituida por los señores Fabré y Montserrat, luego se agregó a la sociedad  el Sr. Amat.


A partir del año 1935, figuraban entre los establecimientos de mayor producción del ramo en el partido de Quilmes, marchando a la vanguardia de los mismos en cuanto a producción y potencia económica.
La Panificadora, contaba con sucursales excelentemente organizadas ubicadas en Bernal, calle 9 de Julio 87; Quilmes, calle Rivadavia y Mitre; Wilde, calle Ramón Franco (luego San Martín 5561); Villa Cramer y en la Capital Federal en la calle Guardia Vieja 3579, calle San Juan 1296 y en la calle Gallo 76. También hubo una sucursal en el barrio La Colonia, en la calle B. de Irigoyen entre 12 de Octubre y Córdoba (hoy Perón)
 Sucursal de la esquina de Rivadavia y Mitre en Quilmes
Sucursal de la calle 9 de Julio en Bernal
En el año 1935, la casa central de la calle Zapiola esquina Rawson de Bernal  instalada en un moderno y lujoso edificio (aún se halla en estado ruinoso), tenía funcionando dos modernos hornos que dieron cumplimiento a la gran cantidad de pedidos. Una cuadra [1] amplia permitía elaboración esmerada de pan, que era preparado por elaboración mecánica, higiénica, lo que permitió que el trabajo fuera perfecto.
Todas las zonas del partido de Quilmes y vecinos eran servidas por La Panificadora, que tenía para tales efectos 12 jardineras (carros cerrados tirados por caballo) y 2 camiones auxiliares, que durante el día efectuaban dos repartos: uno por la mañana y otro por la tarde. Constituyó uno de los más importantes establecimientos panaderos del partido.

FUENTE
Anuario Crónica. Quilmes - Bernal. Nº 619. Año 1935.
NOTA
[1] Lugar donde se halla el horno y se elabora el pan.

Recopilación: Juan C. Grassi – Mayo 2013
ASOCIACIÓN ORÍGENES BERAZATEGUI


2 comentarios:

Anónimo dijo...

Dice Cristina Oller: Yo lo esperaba pasar frente a mi casa (Rodríguez Peña entre Pizzurno y Dardo Rocha, Bernal Oeste). Me veo sentada al cordón de la vereda ( con ocho años, acaso (1967), con ansias de comer ese delicioso pan. Por lo que leo era una jardinera que lo traía. Muy cordial el vendedor y riquísimo el pan. Imborrable -y fragante- recuerdo. Gracias, Chalo, por la evocación y por las precisiones.

Anónimo dijo...

Dice Rosa Rovira: Qué bueno Chalo El señor Fabré se fue a Villanova La Geltrú a buscar esposa y se casó nada menos con la más linda, una ROVIRA!!!! Y esa señora luego trajo a su hermano que instaló una carnicería en la calle Garay de Capital Federal, ese fue mi abuelo Rovira. Besos. Rosa.