miércoles, 19 de noviembre de 2014

EL DIARIO EL SOL – 87º ANIVERSARIO – REEDICIÓN EN EL QUILMERO


De el diario El Sol
Primera edición de en EL QUILMERO
3 de diciembre de 2012
Recuperar viejas publicaciones, ingresarlas a la Internet es
ampliar las posibilidades para la investigación histórica. Esta nota del conspicuo periodista Norberto Giallombardo [1] tiene 20 años e ilustra ampliamente el transcurrir de “El Sol” veterano de la prensa quilmeña.
En la revista del 67º aniversario de dicho medio, que llegó al público el martes 1º de noviembre de 1994, una edición especial conmemorativa se encuentra esta reseña de
Giallombardo, entonces secretario de redacción de dicho medio, con aportes del periodista Héctor Rubén Simeón e ilustrada por el inveterado don Alcibíades Rodríguez, que resume la historia de este periódico que en 2014, llegó a los 87 años al servicio de la comunidad quilmeña y su región sudbonaerense de influencia.
EL DECANO DE LA PRENSA REGIONALSUCESOS DE 1927
En nada ajeno al movimiento con­tinuo y a los asombros de los años locos, llega el año 1927 con su pri­mer balance de la “Ley Seca” en los Estados Unidos que
por entonces la prensa mundial los denominaba “EUA”, con cifras que contaban de a cientos los muertos, de a miles los detenidos y estimando en sesenta y dos millones de dólares los elemen­tos confiscados, pero admitiendo que el consumo de alcohol, aumentaba desmesuradamente. Mientras, en Boston, en medio de las más tras­cendentales protestas, eran ejecu­tados los obreros Sacco y Vanzetti. Inmerso en ese mundo, nos en­contramos con un inequívoco antecedente de nuestro querido diario El Sol.
Archivos remotos ponen en nues­tras manos un ejemplar del semana­rio “A.B.C.” correspondiente a la edición número dos de su “Año I, Segunda época” fechado el 10 de julio de 1927, bajo responsabilidad de la “Empresa Editorial El Plata, Año VI, Nº 253”. Este antiguo ejem­plar encontrado en los archivos de El Sol, por su nota editorial permite aseverar que los verdaderos oríge­nes se encuentran en el primer nú­mero de la revista “EL PLATA” apa­recido el 15 de julio de 1922.
Otro testimonio lo da el “ABC” en su página cuatro, donde muestra un informe sobre los pagos efectuados a su “ex impresor y copropietario don Vicente Mederos”, [2] titular de la imprenta “Victoria” ubicada en Alem y Moreno. De lo publicado se des­prende la existencia de un conflicto sobre la titularidad o propiedad de “El Plata”, acusándose a Mede­ros de haber: “robado al señor Blan­co la co-propiedad de El Plata...” y haciendo referencia a “publicacio­nes difamatorias de El Plata apócri­fo que edita...” También afirma esa nota que “... tan grave es la situación que el abogado defensor de don José Antonio Blanco, don Pedro M. Battini Gallardo, ha creído prudente iniciar acción civil y criminal contra dicha persona” (Vicente Mederos) Reafirmando lo anterior, en la página central del mismo ejemplar, en recuadro total que encabeza la misma, se lee en importante título Hacemos cuestión de delicadeza personal a los ex-suscriptores de El Plata”, esto seguido de un texto que dice: Utilizando malas artes que la justicia pondrá en claro, personas de dudosa moral se han apropiado del nombre y la obra tenaz y honrada de de sus antiguos redactores, para editarlo a costa de los prestigios y trabajo de quienes han debido suspender su publicación y el título de El Plata, a la espera de lo que diga el Juez de turno. Alentar la consumación de este atentado es impropio de personas honradas. Preferimos, de ponerse en duda estas palabras, que tampoco se lea A.B.C. esperándose el fallo de la justicia”. Numerosas referencias a este conflicto, se suceden en casi todos los ejemplares del “ABC” de 1927, que se imprimía en sus talle­res propios instalados en la Capital Federal, siendo la noticia más sa­liente al respecto, el traslado en ese mismo año y en fecha cercana al primero de noviembre, de esos talle­res a la ciudad de Quilmes, donde se inicia una nueva era.
El éxito acompaña el trabajo de nuestros antecesores y a mediados de 1928, se publica la constancia del correo, que recibe cuatro mil qui­nientos setenta y tres ejemplares del semanario “ABC”. Ese éxito se ve reflejado en otro anuncio que, celebrando el crecimiento anticipa: “...qué no haremos en 1929, hasta dónde llegaremos con la formidable cooperación de todos...”. 
La revista tenía como director al doctor Emilio Mauri Casabal y como administra­dor a José Antonio Blanco, su fecha de fundación (relacionada con el con­flicto existente por El Plata) se había fijado en el tres de julio de 1927.
Recién en la edición del domingo 14 de octubre de 1928, se registra el primer aviso anunciando la apari­ción de “EL SOL” como primer diario para el Partido de Quilmes que “aparecerá el 1 de noviembre próximo...” y aclarando que su di­rector será el doctor Edmundo Gutié­rrez.
Con el lanzamiento de una serie de obligacio­nes que se cubren rápida­mente” la Editorial ABC, logra la financiación del futuro diario El Sol. Así lo dice el ejemplar del sema­nario del domingo 21 de Octubre de 1928, donde se especifica que el siste­ma comprende emisiones cancelables en dos años y medio, sin interés, divididas en cuadro series de cinco mil cada una. Fue tal el éxito de aquella propuesta que, según la misma nota, la primera serie se agotó en solo tres días.
Se señala además: “la plena confianza que merece la empresa Editorial ABC, que se ha consolidado definitivamente bajo los auspicios de caballeros que representan calificados exponentemente del comercio, industria y profesionales liberales”. Con la cuestión económica solucionada, el nuevo diario inicia su vida,  interrumpida hasta nuestros días, bajo la dirección de Gutiérrez un hombre altamente valorado en distintos países de América autor de libros, artículos, crónicas y escritos; que había sido ya Director por varios años de “La Prensa” de Lima, Perú, irrumpe en El Sol, en la ciudad quilmeña, constituyéndose, además, en uno de los primeros de la prensa diaria en la provincia de Buenos Aires. A partir de aquel 1º de noviembre de 1928, también la revista dominical ABC se transformaría en suplemento del diario El Sol.

EL PRIMER EDITORIAL
El Sol”, primer diario ilustrado de la mañana», producto de toda una trayectoria periodística que desde 1922, desa­rrollaron “El Plata” y “ABC”, hizo su presentación con una nota que fijaba su rumbo y propósitos. Aquel primer editorial del naciente diario dirigido por el doctor Edmundo Gutiérrez decía así:
Ningún símbolo mas concordante con nues­tras aspiraciones de hacer obra en Quilmes para beneficio común que El Sol, imitando al cual, anhelamos penetrar a todos los hogares sin despertar resistencias, sin provocar conflic­tos y sin llevar a ellos nada mas que elementos de bien. El Sol sale para todos y alumbra por igual en todas partes. No tiene preferencias, carece de odios, da a las cosas su relieve y las presenta con su verdadero color. La luz del sol, como la luz de la inteligencia no se vende cual acontece con las luces artificia­les, sometidas a la cotización de los kilowatts y de las bujías. La luz del sol es colorido. Todos los fantasmas y endriagos que nos atormentan durante el sueño, o en la vigilia de la noche, se desvanecen sin dejar huellas en cuanto apare­ce el astro rey.
Toda la vida viene del sol, sin su calor no habría plantas ni animales, ni agua ni formacio­nes minerales. Seria el caos, la nada, lo que la imaginación no puede concebir. El sol no se contenta con darnos vida, sino que la mantiene y la defiende. Por su acción los árboles nos ofrecen fruto; el torrente, aguas; y el cuerpo almacena los elementos necesarios para preservarse de las enfermedades. De ahí que los habitantes de nuestro planeta levante­mos cada mañana un himno al sol; que nos exta­siemos ante su incomparable grandeza y esplendor, que presentemos nuestros miembros a la luz purificante y lo bendigamos como el símbolo más hermoso de la vida. Bendigamos igualmente al sol de nuestros idea­les, al sol de nuestras aspiraciones de cultura y de bien. Que nos ilumine en la ruta de la verdad, que nos de el calor de solidaridad necesaria para la defensa de los intereses colectivos; que nos traiga la alegría de espiritualidad en el trato con nuestros semejantes para que nues­tra contribución intelectual redunde en benefi­cio común y merezca el pleno apoyo de nuestros lectores. Que sea el símbolo de nuestra activi­dad”
UN VESPERTINO QUILMEÑO
Las inquietudes de los hombres de prensa que dieron vida a las
revistas “El Plata”, “ABC” y al diario “El Sol”, no se colma­ron con esas realizacio­nes. Los mismos remotos archivos antes menciona­dos, nos llevaron al hallaz­go del vespertino “Sud America (diario infor­mativo de la tarde). Este medio, cuyo primer ejem­plar aparece en Quilmes el 17 de enero de 1929, se presenta como número 1221 de su segunda épo­ca, año IV.
Esta incógnita es aclarada en la nota edi­torial donde además de fijarse el ideal periodístico” se hace mención a “La obra que venimos a cumplir”, título bajo el cual los editores dicen: “[...] De­bíamos a Quilmes una re­paración y con la obra eficiente de nuestro diario venimos a dársela... tra­bas sin fin anulaban nues­tras iniciativas, pero en medio de todo nos enorgullecemos de ser los au­tores directos de la existencia de tres diarios de Quilmes...
Primero fundamos EL SOL y como con­secuencia de ello “LA VERDAD” […] Hoy tenemos a “SUD AMERICA” como tercera ofrenda para la cultura de esta próspera ciudad. Sud América fue el diario que fundamos en la lejana Colombia en 1908, y que sirvió para ensayar nuestras primeras armas en el terreno de las letras...”
En estos ejemplares no figura el nombre del director, pero sabiendo la trayectoria del doctor Ed­mundo Gutiérrez y su ac­tuación en otros países de América Latina, fácil es suponer que se trató de su trabajo. Por otra parte la mención a El Sol como otro de los medios periodísticos creados no deja dudas sobre la relación directa.

Investigación y colaboración Chalo Agnelli
Quilmes, 7 de junio, 2014 
Colaboración periodista Norberto Giallombardo

FUENTE
Ver en EL QUILMERO http://elquilmero.blogspot.com.ar/2012/12/3 el-decano-de-la-prensa-quilmena-2-nota.html
REFERENCIAS 

[1] Ver en EL QUILMERO del jueves, 25 de octubre de 2012. NORBERTO GIALLOMBARDO - UNA AUTOBIOGRAFÍA (COLABORACIÓN)


http://elquilmero.blogspot.com.ar/2012/10/una-autobiografia-norberto-giallombardo.html 
[2] Ver en EL QUILMERO: del viernes, 14 de noviembre de 2014 “LA PRENSA DE AYER “A.B.C.”, “EL PLATA” Y ALGUNOS DESENCUENTROS http://elquilmero.blogspot.com.ar/2014/11/la-prensa-de-ayer-abc-el-plata-y.html

1 comentario:

Anónimo dijo...

Dice el profesro Alfredo Améndola: Quiero agradecerte por el hermoso y excelentemente documentado trabajo sobre una etapa del periodismo quilmeño.
No dudo que sos el mejor historiador que hasta la fecha tuvo Quilmes y, por supuesto Bernal. Es increible la multiplicidad de temas que abordás y todos lucen una impresionate fundamentación documental. Y además muy bien escritos. También deseo agradecerte que me hayas citado en la reseña que hiciste sobre el Círculo Troyano. Deseo aclararte que no fuí nunca un dirigente de la institución y por lo tanto el mérito es de los amigos que lo dirigieron. Yo solo fuí un socio y asiduo concurrente a las actividades del club. En otro artículo muy interesante sobre el ex Intendente Eduardo Vides, a quien conozco desde hace más de 60 años por ser vecinos del Barrio Parque, se deslizó un pequeño error. Al terminar su escuela secundaria ingresó a la Facultad de Odontología de la UBA y cursó por un año y medio y no en la Facultad de Derecho. Era mi recuerdo y lo pude certificar en una breve charla que tuve con él hace unos días. Un abrazo y hasta siempre. Alfredo Améndola