jueves, 16 de julio de 2009

MAESTROS Y ESCUELAS DE QUILMES 1666- 2004




MAESTROS Y ESCUELAS DE QUILMES


EXTRACTO HISTÓRICO DE LA EDUCACIÓN EN QUILMES

Autor: prof. Chalo Agnelli 
Libro publicado en agosto del 2004 
“La rayuela se juega con una piedrita que hay que empujar con la punta del zapato. Ingredientes; una acera, una piedrita, un zapato, y un bello dibujo con tiza preferentemente de colores. En lo alto está el cielo, abajo está la tierra, es muy difícil llegar con la piedrita al cielo, casi siempre se calcula mal y la piedra sale del dibujo. Poco a poco , sin embargo, se va adquiriendo la habilidad necesaria para salvar las diferentes casillas, rayuela, caracol, rayuela rectangular, rayuela de fantasía, poco usada, y un día se aprende a salir de la Tierra y remontar la piedrita hasta el cielo , hasta entrar en el cielo, lo malo es que justamente a esa altura, cuando casi nadie ha aprendido a remontar la piedrita hasta el cielo, se acaba de golpe la infancia...” (Fragmento de Rayuela de Julio Cortázar)

“Fue la escuela pública la que capacitó a todo un pueblo para el trabajo fecundo y creador, hizo arraigar en la mente y el corazón de los habitantes el amor por las formas de vida de la democracia, niveló diferencias artificiales y perniciosas, ofreció calor de patria al inmigrantes y dio al argentino una sana confianza en la grandeza futura de la nación... Y el brazo ejecutor fue el maestro normal...” J. C. Lombán “Antiguos Maestros de Quilmes”. 1966

ÍNDICE TEMÁTICO (con las modificaciones que tendrá la 2º edición) 
PRÓLOGO.
ADVERTENCIA
PRIMERA PARTE – ABRIENDO LA HISTORIA 
Los que inauguraron las aulas.
Ubicación espacial.
Fragmentación y organización del partido de Quilmes
Los cuarteles
Francisco Mesura
Los barrios y las villas 
CAPÍTULO I 
Escuelas de Primeras Letras en Quilmes
Antecedentes
José Rosende. La Primera Escuela.
Félix Meals 
CAPITULO II 
Período posterior a 1852.
Antecedente se las escuelas de lengua inglesa.
Guardapolvos Blancos.
Abriendo las aulas.
Gratuidad y Obligatoriedad
Robustiano Pérez y la primera escuela
Facsímil del ACUERDO MUNICIPAL DE 1860
Inauguración de la Escuela.
Julio Basset y Mansilla
La escuela agrícola
El Quilmes de antaño
La comisión protectora de la educación
La constitución provincial de 1873
Emiliano Reina
El preceptor Manuel Blanco
Eusebio Rodríguez
Bernabé Iriarte
Las Benítez
Primera divergencia
Segunda divergencia
Las lecturas públicas
José Andrés López
El Consejo Escolar 
CAPÍTULO III 
La biblioteca
Los edificios escolaresDidáctica de antaño
Los textos de lectura
La Música en las escuelas
Enseñanza media
La Sociedad Italiana y la Educación
La Escuela de Niñas
Sueldos
Bernal
Sarmiento y las escuelas de Quilmes
Las escuelas a partir de la ley 1420. El Congreso pedagógico
Las primeras once escuelas
La escolaridad
Disciplina y represión
La Salud.
Adultos
Escuelas privadas
La educación preescolar
Miscelánea de un maestro. 
CAPÍTULO IV 
Quilmes, Ciudad. La Escuela Normal
El tren de los maestros
La expansión.
El Colegio Nacional
Otras instituciones
Enseñanza para capacidades diferentes.
Libros de y para Quilmes.
Centro de Investigaciones Educativas (C.I.E.)
Instituto Superior de Formación Docente Nº 24 “Bernardo Houssey”
Gremios. La Asociación de Maestros.
S.A.D.O.P
Federación de maestros y profesores católicos
U.D.E.Q
F.E.B
S.U.T.E.B.A
Antecedentes Legislativos de la Educación 
SEGUNDA PARTE 
MAESTROS DE SIEMPRE – Biografías
1. Las Catalá
2. Martín A.M. Cristoforetti
3. Atanasio Antonio Lanz y García
4. Atanasio Antonio Lanz y Zabala
5. Carmen Faggiano de Bafico
6. Juana María Cabrera
7. Dorotea K. de Rüfer
8. Joseph Thomas Stevenson
9. Ángela Fariolli de Bellati
10. Ergasta Tognatti
11. Angélica Méndez
12. Elena Risso de Llull
13. Evaristo Iglesias
14. Doroteo Yoldi
15. Agustín Luís José Bottaro
16. Pedro Juan Manuel Cotta
17. Carlos Guillermo Maier
18. Rodolfo Antonio Merediz
19. Francisco Javier Salustio
20. Palmira Sagrario Bollos Cabrios
21. Lila A. Giordano de Campelo
22. Orlando Dardo Cella. 
TERCERA PARTE: Reseña histórica de las escuelas primarias 
Apéndice
Posfacio
Índice de las reseñas de cada escuela primaria de Quilmes
Bibliografía básica 

SÍNTESIS DEL PRÓLOGO DE LA PROFESORA SUSANA LAGGER 
“Las investigaciones sobre los comportamientos y actitudes de las clases subalternas en el pasado suele ser el primer obstáculo con que tropiezan los investigadores. Los archivos incompletos que obligan a vagabundear por salones no siempre disponibles o por archivistas no siempre generosos.
[…] Pero en este libro aparecen desacartonados los gestos desde el mundo colonial y privilegiando - quilmes y acalianos mediante - el trazo fuerte ‘con los pequeños gestos inconscientes’; gestos basados en los aspectos secundarios, datos marginales que pasan a ser reveladores; así, detalles que a veces se consideran poco importantes o triviales, aparecen dando sentido. Esos datos reveladores, muchas veces, dicen tanto y escapan al control de la conciencia, pero en ‘Maestros y Escuelas de Quilmes’ son rescatados.
[...] La historia es una ciencia social sui generis, vinculada a lo concreto. El conocimiento histórico es indirecto, indicial y conjetural.
La lectura de este libro pondrá en movimiento una captación que permite pasar de la historia de la Reducción a la primera escuela, al primer maestro, José Rosende, a una sociabilidad específica en el marco de los establecimientos escolares que irán abriéndose y a una identificación personificada de maestros, de escuelas, de fuertes figuras representativas de la localidad o el uso del guardapolvo blanco, antes que fuera obligatorio en las escuelas publicas…”.
 


ADVERTENCIA
Las páginas que siguen fueron compiladas para un Extracto de Historia de la Educación en Quilmes. Se publican como homenaje a mujeres, hombres e instituciones que asentaron los cimientos espirituales y materiales de nuestra Escuela Pública; la Escuela Primaria. 
Se intenta divulgar historia antes de que la seudo-globalización nos despersonalice y nos entrevere en un mazacote sin identidad.
Se pretende con este trabajo cumplir con uno de los proyectos que los fundadores de la Junta de Estudios Históricos de Quilmes, Dr. Fernando Pozzo, Dr. José Craviotto y Cesar Barrera Nicholson; según acta del 20 de setiembre de 1940, se habían trazado para un futuro inmediato: “... menciona en primer término la iniciación conveniente de una Historia Institucional, otra Educacional y de Beneficencia del partido.”.
Siendo cronista del semanario “El Periodista”, a mediados de julio de 1985, casi dos décadas atrás, en oportunidad de una entrevista que le hice al recordado historiador, director del Museo Alte. Guillermo Brown señor José Abel Goldar, que conocía mi pasión por la educación, la historia y la literatura, me confió que con el material reunido para su última conferencia “Historia de la Educación en Quilmes” estaba proyectando un documento al respecto y deseaba que lo conociera.
Con el fallecimiento temprano de José A. Goldar, el 15 de julio de 1986, exactamente un año después de aquel encuentro, nuevamente, el proyecto del Dr. Pozzo quedó inconcluso; y sentí, entonces, que se me había encomendado una tarea. Pero el tiempo pasó y siempre faltaba algo para alcanzar el objetivo.
Quisieron las coincidencias, y eso de pueblo que aún conserva este partido, que, recientemente, para ser más preciso el 10 de junio del 2004, cuando ya estaba cerrando esta investigación, en una reunión con la profesora Julieta Firpo me comenta que después de la muerte de Goldar, su esposa Sara Marena le confió un manuscrito, en el que querido Tito había estado trabajando un año antes, y que presentaba cronológicamente los principales hechos de la educación en el partido de Quilmes.
Las exigencias de la vida no le permitieron a la Sra. Firpo concretar la divulgación de esa cronología y conociendo mi trabajo por haberla elegido para incluirla entre algunos de los docentes más representativos del Distrito, tuvo la deferencia de hacerme albaceas de ese documento histórico. Lo que para mí, que sentía y guardo especial respeto, admiración y amistad por el Sr. Goldar como el que siento por la Sra. Firpo, es un bien invalorable y un inmenso honor ser su divulgador.
Cotejé mi investigación con ese manuscrito y corregí, agregué, quité, modifiqué algunos aspectos basándome en la “Cronología de la Educación en el Partido de Quilmes” de José Abel Goldar, que quisiera dar a la divulgación masiva próximamente.
Las redes que teje la vida son extrañas y pareciera que de una manera o de otra hay situaciones, coincidencias, que tarde o temprano ponen las cosas en su debido lugar y según las pergeñaron algunos que tuvieron una empeñosidad firme e irreductible para alcanzar sus objetivos. 
“Maestro y Escuelas de Quilmes” es sólo un extracto, una aproximación sobre la cual se pueda asentar futuras investigaciones que generen documentos que completen esta investigación. 
No es la obra de un historiador, muy lejos de eso, pero sí de un educador convencido de lo que afirman los epígrafes que encabezan esta página. Es el incompleto y mejorable aporte de un docente quilmero.

LA PRÓXIMA SEGUNDA EDICIÓN
Había comenzado este trabajo en 1999. Aún estaba al frente de la dirección de la escuela Nº 79 de la Ribera de Quilmes. Fueron largas jornadas en el Archivo Levene de la Plata, en el Archivo General de la Nación, en bibliotecas, instituciones oficiales y repositorios, entrevistas y charlas telefónicas de larga distancia costosísimas. Por la noche, en mi estudio, horas de lecturas y análisis pormenorizado, volcar rigurosamente la investigación en la computadora.
Y todo solo, sin equipos de trabajo, ni asesores, salvo los amigos que alientan como el Prof. Orlando Cella, Lia Giordano de Campelo, su esposo José Campelo y la querida Ely Fontana.
Conté con un breve apoyo económico de la Comisión de Asociados del Banco Credicoop y de algunos familiares; el resto a mi entero costo: traslados, material de trabajo, fotocopias, “thoner”, técnicos en computación…
Finalmente con gran satisfacción se publicó en el 2004. A los 338 años de la creación del pueblo indio de la Exaltación de la Santa Cruz de los Quilmes.
La presentación se hizo en la Sociedad Italiana y fue un acontecimiento extraordinariamente concurrido, fueron numerosos docentes, amigos, vecinos y conocidos, gente de la educación y de la cultura, autoridades educativas y municipales y sobre todo muchos descendientes de los señeros maestros cuyas biografías construí. También mi madre, Josefina Haydee Y. B. de Tiscronia con 92 años, la última oportunidad que pudo asistir a un acto de este tipo.
Acompañó la velada el Coro La Paz.
El libro se distribuyó en las escuelas que lo solicitaron y en poco tiempo se agotó.
Y próximamente presentaré al segunda edición, corregida y aumentada. El tiempo transcurrido desde esta última fecha me permitió acceder a nueva documentación que me permitió enmendar, completar y extirpar algunos puntos y sanear otros. 

CIERRA EL LIBRO EN LA CONTRATAPA ESTE TEXTO MÁS QUE ELOCUENTE PARA ENTENDER MI TAREA
" A los 380 años de la llegada de los españoles a lo que hoy es Quilmes, luego de casi cuatro siglos de historia, podría preguntarse si existe aquí ese ‘estado sublime de comunión del hombre con la tierra en un espacio geográfico singular, en virtud del cual adquiere conciencia colectiva de individualidad’.
Es esa conciencia que se la puede describir como una identidad existente entre los habitantes en cuanto a sentimientos básicos, tendencias y manera de encarar las cosas comunes creadoras de un estado de conciencia general que une a todos en los mismo anhelos y propósitos fundamentales, tal como podía advertirse hasta 30 años atrás (escribe en 1966).
Ese conciencia fue llamada ‘homonoia’ por los antiguos, y estaba forjada por la acendrada convivencia en el mismo suelo, al decir de Ortega y Gasset. Probablemente no exista hoy con la intensidad de otros tiempos.
Entre los trescientos mil habitantes del partido de Quilmes (hoy superan el medio millón), no será posible hallar un número muy grande cuyos ascendientes y antepasados cuenten con más de 50 años de radicación en Quilmes, y es el tiempo quien hace mucho en esto.”

Palabras del historiador y docente Dr José A. Craviotto, de su libro
“Quilmes a través de los años” publicado en 1966, a los 300 años de la fundación de Quilmes.

No hay comentarios: